La Gripe A continúa su avance mundial

gripe-a-expansionSegún los últimos datos de la Organización Mundial de la Salud, las autoridades de 53 países han confirmado 15.000 casos del virus de la gripe AH1N1 en las últimas semanas, de los que 99 resultaron mortales. En Rumanía, las autoridades sanitarias han identificado dos nuevos casos de gripe A, por lo que ascienden ya a cinco desde que el pasado jueves se registrara el primero en el país. Según la prensa local, se trata de una mujer de 28 años de edad residente en Nueva York y su madre, de 56, que habría contraído la enfermedad contagiada por la hija.

La joven aterrizó en Bucarest el pasado 29 de mayo procedente de Nueva York, de donde venía también el primer portador del virus AH1N1 identificado en Rumanía, que contagió a su marido y su hijo de un año. Los cinco afectados están ingresados en un hospital de enfermedades contagiosas de la capital. De acuerdo con el Ministerio de Sanidad, su estado de salud es bueno por el momento y sus vidas están fuera de peligro.

Nuevos casos en Filipinas y Vietnam

En Filipinas, las autoridades sanitarias han confirmado cinco nuevos casos de gripe AH1N1, elevando a 21 el total de infectados en el país. El ministro de Sanidad filipino ha indicado que dos de los enfermos son invitados de una boda a la que asistieron una taiwanesa y su hija que portaban el virus. Todas las personas que acudieron a la celebración al norte de Manila han sido puestas bajo cuarentena.
Los otros tres positivos son dos hombres y una mujer que viajaron recientemente a Estados Unidos, según el Ministerio de Sanidad, que ha analizado un total de 315 casos sospechosos, 32 de los cuales están a la espera de recibir los resultados de sus análisis. En la región del Sudeste Asiático, la gripe A también ha llegado a Malasia, Singapur, Tailandia y Vietnam.

En este último país se han confirmado dos nuevos casos de contagio, un día después de que fuera detectado el primer paciente vietnamita afectado por el virus. Los tres afectados aterrizaron en Ho Chi Minh provenientes de EEUU en diferentes vuelos, según han asegurado fuentes sanitarias a los medios locales. Los últimos dos infectados son una mujer y su hijo de nueve años, mientras que el primer caso corresponde a un estudiante que también contrajo la enfermedad en Estados Unidos.