Dormir la siesta es “bueno y natural”, lo dice el Nobel en Medicina, Michael Young

¿Dormir una buena siesta sigue siendo el deporte nacional? A la luz de los datos que arrojó la última encuesta de Fundadeps, la supuesta importancia de la siesta en nuestro país es un mito, y es que solo el 16% de los españoles asegura dormirla diariamente. ¿Estamos perdiendo calidad de vida desterrando la siesta de nuestros hábitos diarios?

Podría decirse que echarse la siesta te hace vivir más, o al menos el sueño es beneficioso para nuestra esperanza de vida. Según una entrevista concedida a “20 Minutos” por el Nobel de Medicina, Michael Young (genetista, especializado en reloj biológico y patrones del sueño) aseguró que “la esperanza de vida se recorta si reduces las horas de sueño”.

La siesta es una necesidad biológica y una costumbre saludable

Echarse una siesta es una costumbre sana y necesaria, con una base biológica. Según el galardonado cronobiólogo “la siesta es natural, y un patrón de sueño que surgió en Africa hace millones de años y sigue formando parte de la biología humana a día de hoy”.
Además los mamíferos parece ser que estamos programados para tener dos períodos naturales de sueño en 24 horas: uno por la noche y otro al mediodía. 

¿Costumbre o necesidad biológica?

 Frente a lo que comúnmente se ha entendido como un hábito, un sueñecito después de comer responde a una necesidad biológica del cuerpo humano, que tiene dos períodos naturales de sueño: entre las 14h y las 16h y por la noche, así parece ser más bien un fenómeno relacionado con los ciclos circadianos.

Beneficios de la siesta

La siesta se asocia a una costumbre poco saludable, con connotaciones negativas por relacionarse vagancia, pero lo cierto es que se han demostrado sus múltiples beneficios. En 2007 se publicaron los resultados de un ambicioso estudio llevado a cabo por la Escuela de Salud Pública de Harvard y la Escuela Médica de la Universidad de Atenas. En citado estudio se siguieron durante 6 años los hábitos de sueño de más de 26.000 personas, concluyendo que la práctica de la siesta era beneficiosa para el músculo cardíaco, tanto que se aseguró que había un 37% menos de incidencia de enfermedades coronarias en personas que acostumbraban a dormirla. Algunos datos interesantes de la siesta: mejora el rendimiento por la tarde, aumenta el estado posterior de alerta y disminuye la somnolencia sin afectar a las fases del sueño.

¿Cuánto tiempo debemos dormir la siesta?

¿Cuánto tiempo debe durar la siesta? Una modesta siesta de unos 30 minutos enfría la temperatura corporal, por lo que tiempo de siesta no debe superar los 30 min, una siesta de una duración de entre 15 a 30 minutos, te recarga las pilas. Superar este período, solo consigue hacer que te despiertes confuso, de mal humor, además de alterar nuestro ritmo de sueño.

En el sofá o en la cama

Las posturas que adoptamos en el sofá puede que no sean las más adecuadas, ya que nuestra espalda y cuello a menudo sufren malas posturas, con el consiguiente riesgo de levantarnos doloridos y más cansados que nos acostamos. Aun así, existen sofás que gracias a su relleno y bastidores ofrecen el apoyo perfecto y comodidad suficiente para que unos 20 minutos al día, disfrutes de una buena siesta.

En cuanto a dormir la siesta en la cama, evita posturas forzadas y posibles contracturas. Como aspecto negativo, seguro que si duermes la siesta en tu colchón, en la mayoría de las ocasiones se alarga del tiempo que tenías previsto dormirla.

 

 


LoMonaco

LoMonaco

Calle Asima s/n Polígono Industrial Asegra
18210 Peligros - Granada Tlf.: 902 46 11 46
www.grupolomonaco.com

Publicidad