Moringa: ¿Cómo tomarla? Aprovecha todas sus propiedades

La moringa se ha convertido en una de las plantas medicinales más usadas actualmente en el campo de la salud. Todo ello gracias a los nutrientes que ofrece esta planta en su hoja.
Las propiedades de la moringa  han hecho que muchos profesionales de la salud la recomienden para ayudar a tratar diversas enfermedades y trastornos.

Pero, ¿Cómo tomar moringa? Si no sabes como se puede consumir esta super-planta para aprovechar todos sus beneficios, en este artículo te explicamos con detalle las distintas formas de consumir moringa y algunos consejos extra que te vendrán muy bien.

Formas de tomar la moringa

La moringa no solo sorprende por la cantidad de beneficios que ofrece a la salud, si no también por las diversas formas de consumirla. Podemos encontrar la moringa tanto en polvo, en té, en cápsulas o incluso como en crema.

Cómo tomar moringa en polvo

Es una de las formas más sencillas de consumir moringa. Se puede añadir a tus mejores platos sin apenas alterar, en lo absoluto, el sabor de estos. Además de que conseguiremos un gran aporte de nutrientes.

Incluir el polvo de moringa en nuestra dieta es más sencillo aún, solo tenemos que esparcirlo en nuestros batidos, ensaladas, pastas o cualquier otra comida que preparemos.

La ingesta diaria recomendada es de 1 o 2 cucharadas diarias (1 a 3 gramos).

Cómo tomar moringa en capsulas

Para aquellas personas que prefieran no mezclar la moringa con sus comidas, pueden tomar moringa en cápsulas. Es una opción muy práctica. Además al ser un comprimido en polvo tiene un mayor concentrado de nutrientes que el té y hojas de moringa.

La ingesta recomendada es de 1 o 2 cápsulas al día (200g), no obstante es recomendable leer la etiqueta nutritiva según la marca porque puede variar la concentración de moringa.

Es recomendable tomar las cápsulas antes de cada comida.

Moringa, cómo tomarla en té

Si eres un amante del té y quieres aprovechar todos los aportes nutritivos de la moringa para la salud esta es la mejor opción.

Será tan sencillo como poner las hojas de moringa en tu taza preferida y echar agua caliente. En un par de minutos tendrás lista una infusión de moringa con un empujón extra de vitaminas para tu cuerpo. No obstante, esta forma de preparar moringa aprovecha menos sus propiedades a diferencia de las anteriores vistas.

El té de moringa se puede ingestar a cualquier hora del día y solo una o dos cucharadas de polvo de esta planta serán necesarias.

Tomar moringa en crema

Para aquellos casos donde se quiera aprovechar la moringa como crema y no como alimento, el bálsamo de Hemma Hardie es una opción muy acertada.

Gracias al balsamo se aprovecharán todos los nutrientes de esta planta en la piel, aportando así un aspecto más rejuvenecido y vivo.
Se recomienda que el bálsamo sea aplicado dos veces al día, una por la mañana y otra por la noche.

Consejos que debes saber antes de tomar moringa

Antes de tomar la hoja de moringa es necesario que sepas una serie de recomendaciones que seguramente te sean muy útiles:

  • En la mayoría de casos la moringa puede ser usada como un complemento en un tratamiento médico, no como un sustituto.
  • La ingesta diaria recomendada dependerá de cada persona y la finalidad por la cual consume moringa, no obstante son valores aproximados para la gran mayoría de las personas.
  • Es aconsejable no consumir la hoja de esta planta durante más de 3 semanas seguidas, se recomienda ir alternando.
  • Contar con ayuda de un profesional en nutrición y salud siempre suma.
1 1 voto
¡Vótame!
Suscríbete
Avisos de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

También te puede interesar

0
Nos encantaría saber lo que piensas. ¡Comenta!x
()
x