¿Cómo elegir las gafas de sol adecuadas en función de tu edad y necesidades particulares?

Aunque usar gafas de sol es importante todo el año, en verano aumenta la radiación solar, y también el tiempo que pasamos al aire libre. Por lo que en esta época del año contar con unas gafas de sol adecuadas es aún más importante para proteger nuestra visión y evitar problemas oculares en el futuro.

Los profesionales de Optivisión Recogidas han elaborado esta guía para saber cómo elegir las gafas de sol adecuadas. Aunque lo ideal es acudir personalmente al centro óptico, ya que aquí encontraremos una gran variedad de modelos y tipos de gafas, así como un asesoramiento personalizado en función de las necesidades y particularidades de cada persona.

¿Por qué es tan importante usar gafas de sol?

Las gafas de sol tienen el objetivo de proteger los ojos de la excesiva exposición a la radiación UV. Ya que ésta puede producir daños inflamatorios oculares a corto plazo como la queratitis actínica, la fotoqueratitis o la fotoconjuntivitis; además de otros efectos crónicos como pueden ser la degeneración macular, las cataratas o los tumores que desencadenan en cáncer. De ahí, la importancia de usar las gafas de sol adecuadas, junto a un buen filtro UV.

Además, las gafas de sol ayudan a evitar y reducir la irritación dolorosa que puede causar el viento y la arena en los ojos.

¿A partir de qué edad usar gafas de sol?

Los rayos del sol pueden resultar especialmente dañinos para los ojos de bebés y niños, ya que a edades tempranas el ojo es capaz de filtrar solo el 10% de la radiación solar, llegando el 90% restante de la luz a la retina del bebé. Por eso, durante el primer año de vida, se recomienda siempre el uso de gorritas o de la propia capota del carricoche.

Las gafas deberán empezar a utilizarse cuando los niños empiecen a andar y los padres no puedan proteger sus ojos de ninguna otra manera.

Desde Optivisión Recogidas destacan que las gafas de sol no sólo son buenas y adecuadas también para los niños, sino que de hecho son incluso más necesarias que en los adultos porque estos están más expuestos a los efectos negativos del sol. El cristalino, que actúa como un filtro natural ocular a la radiación solar, no termina de desarrollarse hasta los doce años. Así que antes de esta edad, los niños son muy sensibles a los rayos UV, porque su cristalino deja pasar más del 75% de la radiación.

Desde la Asociación Española de Pediatría recomiendan que los niños utilicen gafas de sol oscuras, con filtro para rayos UV. Ya que éstas, además de prevenir el desarrollo de enfermedades oculares, protegen la piel tan delicada que rodea los ojos.

La protección frente a los rayos UV debe ser una prioridad al comprar unas gafas de sol

A la hora de elegir unas buenas gafas de sol lo más importante es que garanticen una protección total frente a los rayos UV. Para asegurarte, puedes comprobar que cumplen con la normativa europea a través del etiquetado que aparece como ‘UV400’. Ponerse unas gafas de sol que no estén homologadas puede ser más perjudicial para los ojos que no usarlas. Por eso es tan importante adquirir las lentes en una óptica especializada.

Otro factor a tener en cuenta a la hora de elegir las gafas de sol es el filtro de luz. Existen cinco calificaciones, que van del 0 al 4. La categoría 0 es la que filtra menos luz y la 4 es la que corresponde a los cristales más oscuros. Elegir entre una u otra dependerá del uso que vaya a hacerse de las gafas.

Para uso diario es recomendable usar unas lentes de categoría dos o tres. Mientras que si se va a subir a la montaña, quizá lo ideal sea llevarse unas gafas de sol de categoría cuatro.

Por otro lado, también encontramos diferentes tipos de cristales: Polarizados, fotocromáticos o espejados.

Las gafas polarizadas impiden que lleguen a los ojos los reflejos del sol en superficies como el mar o la carretera. Aunque no impiden que llegue la luz útil, por lo que en estos casos pueden ayudar a mejorar la visibilidad. Mientras que las gafas con cristal de espejo reflejan la luz para que ésta no llegue directamente al ojo y así no sea tan molesta.

Por último, las lentes fotocromáticas se oscurecen o se aclaran en función de la exposición a la luz que haya en cada momento. Por lo que los cristales serán claros en la sombra, y oscuros en el sol.

0 0 voto
Puntuación
Suscríbete
Notifícame de
guest
0 COMENTARIOS
Inline Feedbacks
View all comments

También te puede interesar

0
Nos encantaría saber qué opinas. Por favor, déjanos tu comentario.x
()
x