Oxigenación Hiperbárica para el tratamiento de lesiones deportivas

Futbolistas, pilotos de motoGP, ciclistas, atletas y otros muchos profesionales del deporte ya mejoran su rendimiento y tratan sus lesiones gracias al empleo de la medicina hiperbárica.

El empleo de la medicina hiperbárica y la Oxigenación Hiperbárica (OHB) en las distintas fases de la Medicina del Deporte se remonta a los años 60. Desde entonces, la aplicación de la OHB en este tipo de atletas ha protagonizado numerosos estudios controlados que avalan su funcionamiento en el tratamiento de las lesiones más frecuentes como son las musculoesqueléticas: Esguinces, distensiones, rotura de ligamentos (total o parcial), patologías del tendón de Aquiles o fracturas óseas por estrés o contusiones.

La relación entre el OHB y el deporte

El oxígeno medicinal en una concentración del 100%, junto con presiones superiores o iguales a 2 ATA (atmósferas absolutas), mejora la oxigenación de tejidos y células; lo que acelera los tiempos de recuperación de lesiones en un porcentaje aproximado de un 30%. Por lo que una lesión que tiene un plazo de recuperación de cuatro semanas, podría suponer el alta del deportista en tan sólo tres semanas.

Pero la medicina hiperbárica no sólo consiste en el tratamiento de las patologías una vez diagnosticadas. El efecto de esta medicina es perfectamente aplicable a la recuperación del deportista de élite en caso de sobre-entrenamiento o fatiga ocasionada por extenuantes jornadas de preparación previas a la competición. Ya que suele ser en estos momentos cuando los músculos quedan faltos de oxígeno y requieren este aporte extraordinario realizado en el interior de una cámara hiperbárica para favorecer la recuperación del músculo, preparándolo para la competición o nuevos esfuerzos.

Por tanto, el Oxígeno juega un papel importante en la fisiología del ejercicio, ya que la demanda de O2en el cuerpo se puede incrementar de forma dramática durante el curso del ejercicio.

Utilidad de la Oxigenación Hiperbárica en deportistas

Ya hablemos de un deportista de élite o de un amateur, la unidad de medicina hiperbárica de PoliClínica SMD y Oximesa Nippon Gases le ayudará a alcanzar sus metas de manera segura y controlada en todo momento por profesionales sanitarios.

Además de mejorar el rendimiento del deportista y sus tiempos en carreras de todo tipo, la medicina hiperbárica puede ayudarles a recuperarse más rápidamente después de una competición, así como a prepararse para afrontar con éxito una situación dura y extenuante.

Se podría decir pues, que la oxigenoterapia hiperbárica es de gran utilidad como tratamiento complementario para la preparación del deportista.

Básicamente, la OHB podría tener utilidad en estas tres fases de la actividad deportiva:

-Grandes traumatismos: Politraumatismos con afectación sistémica, fracturas complicadas, síndromes compartimentales malignos, y lesiones por calentamiento o multiatricción tisular.

-Lesiones músculo-tendinosas agudas: En este sentido la OHB ofrece resultados satisfactorios en el tratamiento precoz de las lesiones musculotendinosas, con fundamento fisiopatológico claro y verificable.

-Mejoría del rendimiento físico del deportista y recuperación de la fatiga muscular: Tras el tratamiento de OHB por una lesión traumática, se ha observado que la recuperación de los deportistas después de los partidos, y su rendimiento, han mejorado de forma notoria.


Oximesa

Oximesa

Pol. Industrial Juncaril, Parcela 303.
Albolote, (Granada)
Tel.: 958 49 11 55
www.oximesa.es

Publicidad