Qué es el ASMR y cuáles son sus efectos

El fenómeno de los vídeos ASMR está muy afianzado en plataformas como Youtube y cada vez son más los usuarios que recurren a ellos para relajarse. Sin embargo, a pesar de conocer lo placenteros que pueden resultar esos vídeos, muchas personas no saben qué significa el ASMR ni cuáles pueden ser sus efectos.

Qué es el ASMR

Las siglas ASMR significan Autonomous Sensorial Meridian Response (Respuesta Sensorial Meridiana Autónoma) y hacen referencia a una sensación de placer, escalofrío o cosquilleo que se siente en la cabeza, el cuello o incluso la espalda y extremidades cuando se ven o escuchan ciertos estímulos.

El ASMR empezó a darse a conocer en 2007 cuando un usuario habló en un foro de Internet sobre una sensación especial que había experimentado desde la infancia ante eventos aparentemente aleatorios y no relacionados. Según su explicación, la sensación era similar a la que se siente cuando alguien te pasa los dedos a lo largo de la piel. Tiempo después, la experta en ciberseguridad Jennifer Allen le dio el nombre de ‘respuesta sensorial meridiana autónoma’ a esta sensación, que también ha sido definida como ‘orgasmo cerebral o ‘euforia inducida por la atención’.

Cómo se activa el ASMR

Los estímulos que pueden producir la sensación ASMR son variados, aunque generalmente se relaciona con movimientos, sonidos o gestos rítmicos, lentos o cuidadosos que se repiten. Los desencadenantes de la sensación ASMR pueden ser percibidos principalmente a través de:

  • La visión: al ver los movimientos suaves de alguien o sus expresiones faciales amables. Por ejemplo, observar a alguien cortar pausadamente algo o hacer papiroflexia.
  • El oído: al escuchar sonidos de bajo volumen como palabras suaves o susurros, crujidos, golpecitos rítmicos y ruidos que se producen al rascarse, arrugar algo o pasar las páginas de un libro.
  • El tacto: al sentir un ligero tacto en el cabello, la mano o la espalda. Por ejemplo, al cortarse el pelo.

No obstante, no todas las personas son capaces de sentir ese cosquilleo. De hecho, un mismo vídeo puede provocar ASMR a algunas personas y dejar a otras indiferentes. Una investigación de las universidades de Manchester y de Sheffield desveló que si una persona no tiene ASMR no puede sentir sus efectos. Consecuentemente, podrá relajarse pero no sentir el hormigueo. Además cada persona puede sentir el cosquilleo en una parte distinta (en el entrecejo, el cuero cabelludo, la espalda) y por diferentes estímulos.

Aún no está claro de dónde procede ese cosquilleo que algunas personas experimentan con el ASMR. Según explica la neuropsicóloga Judit Subirana a la revista universitaria UOC News, algunos autores relacionan este fenómeno con neurotransmisores como las endorfinas y otros incluso afirman que las endorfinas también estimulan la dopamina. Si bien no hay aún una base neurológicamente bien descrita, Subirana cree que seguramente estén implicados algunos neurotransmisores porque éstas son sustancias esenciales para inducir sensaciones de placer asociadas.

Efectos del ASMR

Los efectos del ASMR aún están por investigar y, aunque se han hecho algunos estudios, sus resultados son dispares. No obstante, se dice que el ASMR puede tener los siguientes efectos en las personas que lo sienten:

  • Ayuda a conciliar el sueño: el ASMR se utiliza a menudo para ayudar a dormir, ya que relaja profundamente e incluso facilita un sueño de mayor calidad.
  • Mejora la productividad: la relajación que proporciona el ASMR puede ayudar a la persona a centrarse en el presente y ser más productivo.
  • Facilita la meditación: igual que ayuda a dormir y concentrarse, el ASMR puede facilitar la entrada al estado de trance necesario para una meditación eficaz.
  • Favorece la relajación muscular: existen vídeos que están centrados en la relajación física de los músculos para prevenir el dolor causado por la tensión.
  • Reduce la ansiedad: el ASMR puede ayudar a reducir la sensación de ansiedad y, de hecho, hay algunos vídeos grabados con tal fin. Una de las pocas investigaciones realizadas sobre el tema midió las respuestas psicológicas y emocionales de varias personas al exponerse a vídeos ASMR y descubrió que el ritmo cardíaco bajó, disminuyendo los niveles de estrés y aumentando la sensación de calma.