Sabañones: tratamiento, consejos, síntomas, qué son

Qué son los sabañones

Se trata de un problema sumamente común en invierno. Los sabañones son una inflamación de pequeños vasos sanguíneos de la piel que se generan por una exposición repetida al aire frío, pero no helado. Y llega a ser sumamente dolorosa. También los conocemos como eritema pernio y se pueden manifestar con escozor, manchas rojas, hinchazón y hasta ampollas en las extremidades, léase pies o manos. 

Los sabañones suelen desaparecer en un tiempo aproximado de entre 7 y 21 días, algo que depende también si el clima cuenta con temperaturas más altas o no. Vuelven a aparecer en estaciones del año durante mucho tiempo y los especialistas recomiendan protegerse del frío o usar lociones para aliviar sus síntomas. 

Lo cierto es que los sabañones no suelen producir lesiones permanentes, pero la enfermedad sí puede derivar en otras circunstancias más problemáticas como una infección, lo que empeoraría la salud de la persona que los padece. Lo mejor es no dejarlos pasar por alto así como así. Por ello, les ofrecemos una explicación sobre los síntomas y la forma de tratarlos, así como una serie de consejos para prevenirlos. 

Causas y síntomas de los sabañones

El hecho de ver cómo los dedos de las manos o de los pies cambian de color, autoridades estadounidenses lo reconocen como una posible causa de sabañones, entre otras posibilidades. Aunque no se conoce una causa exacta, se puede comprender como una reacción anormal del cuerpo a la exposición del frío seguida de recalentamiento. Cuando se recalienta la piel fría, los vasos sanguíneos pequeños bajo la piel se pueden expandir más rápido de lo que soportan los vasos más grandes, generando el efecto de cuello de botella y pérdida de sangre hacia los tejidos cercanos. 

Los síntomas más comunes de los sabañones pueden incluir esas áreas enrojecidas pequeñas que derivan en escozor; ampollas o úlceras en la piel; hinchazón en la piel; sensación de ardor en la piel; cambios en el color de la piel de rojo a azul oscuro acompañado de dolor.  

Los especialistas recomiendan que ante los síntomas de sabañones debes consultar con un especialista siempre que el dolor sea excepcionalmente intenso o si sospechas que puedes padecer una infección o que no mejoran después de una o dos semanas. Si continúan durante temporadas del año con más calor, consúltalo también a tu médico de cabecera. 

Tratamiento y consejos para hacer frente a los sabañones

Especialistas de la Mayo Clínic recomiendan evitar o limitar la exposición al frío para evitar los sabañones; vestirse con varias capas de ropa suelta y utilizar guantes y calzado abrigado e impermeable; cubrir al máximo toda la piel expuesta cuando salgas al exterior los días de frío; mantener las manos, los pies y la cara seca o abrigada; mantener tu casa o tu lugar de trabajo en una temperatura cálida agradable y no consumir tabaco

En caso de que tu piel quede expuesta al frío, vuelve a calentarla de forma progresiva ya que si lo haces de forma repentina los sabañones pueden llegar a empeorar.   Si ya los padeces, debes actuar de una forma concreta para evitar problemas mayores como no aplicando calor ni poner los pies en baños calientes; frotar los pies o manos con lana para activar la circulación sanguínea, aplicar cremas con vitamina F y ácidos grasos activadoras de la circulación y proteger los pies o las manos de los roces y evitar contrastes de frío – calor para evitar el dolor por los sabañones. Un problema sumamente común que llega a resultar hartamente molesto. En caso de que perdure la dolencia, consulte con un especialista. 

FUENTE: 

Biblioteca Nacional de Salud de Estados Unidos (NIH): 

Mayo Clinic:

Ilustre Colegio Oficial de Podólogos de la Comunidad Valenciana: