Tramadolor: la mejor opción frente al dolor

Es un potente fármaco que resulta perfecto para reducir los dolores medios o agudos causados por enfermedades, accidentes u otros motivos

 

Lo más probable es que en alguna ocasión, a causa de un accidente, una enfermedad o una lesión, hayas sufrido un dolor insoportable. Uno de tal intensidad que impide realizar cualquier otra actividad, por simple que pudiera parecer. Y frente a él lo más probable es que no hayas encontrado otra solución que quedarte en la cama o acudir a urgencias, sobre todo si los antinflamatorios o el parecetamol no funcionan. Sin embargo existe una posibilidad con la que decir adiós al dolor de un plumazo: Tramadolor

 

¿Qué es Tramadolor?

Tramadolor es un medicamento que contiene la sustancia activa tramadol, que es un analgésico opiáceo que elimina reduce de forma rápida los dolores de intensidad media y alta. Actúa a través del sistema nervioso y resulta de gran utilidad para los casos en los que ni el parecetamol ni los analgésicos antiinflamatorios ofrecen un alivio del dolor. Se trata, por tanto, de una solución perfecta para decir adiós al dolor cuando el resto de alternativas han fallado. 

 

Utilidades del medicamento

Debido a su utilidad como remedio rápido frente a los dolores de intensidad aguda y media, los médicos encuentran en él una gran cantidad de utilidades. Entre sus usos más comunes, se suele recetar para los siguientes casos: 

  • Dolor posterior a intervenciones de tipo quirúrgico u odontológico. 
  • Los dolores provocados por una lesión o herida. 
  • La neuralgia, que también provoca grandes dolores. 
  • La artritis, la artrosis y diferentes enfermedades de tipo rumático. 
  • Migrañas y cefaleas. 
  • Cuando se sufren dolores musculares fuertes. 
  • Frente a los dolores causados por la gripe y otro tipo de enfermedades. 

 

En todos estos casos, entre algunos otros más, Tramadolor ofrece una acción prácticamente inmediata y eficaz, aliviando el dolor de forma notable en aproximadamente media hora. Este medicamento está disponible en diferentes concentraciones, de 50 mg a 300 mg y suele utilizarse en dosis de entre 50 y 100 mg con dos tomas al día. Aunque será el médico que lo recete el encargado de indicarle cómo debe tomarlo. 

 

No es un analgésico adecuado para todas las personas y no está recomendada su utilización en casos de hipersensibilidad al tramadol, si se está embarazada, si sufre una enfermedad grave de tipo hepática o se utilizan antidepresivos. Tampoco se debe tomar el medicamento si se consumen estimulantes u otros fármacos que afecten al sistema nervioso central.