El cerebro se altera tras una noche sin dormir bien

Dormir es una actividad universal y presente en animales y humanos, por ello, su mecanismo de acción y funciones son un tema constante de estudio por parte de investigadores de diferentes campos, y es que del sueño, queda mucho por esclarecer.

En el estudio que nos ocupa, un equipo de científicos, dirigidos por el Dr. Nissen, psiquiatra de la Universidad Medica Central de Freiburg (Alemania), ha demostrado un efecto más en nuestro cerebro que acontece si no dormimos correctamente.

 Concretamente, han presentado un estudio en la revista Nature Communication (dependiente de la prestigiosa Nature) en el que demuestran como la privación de sueño, hace que nuestro cerebro no funcione de la forma correcta en varias direcciones.

La privación de sueño y la actividad en la corteza motora

Registraron la actividad neuronal de 20 sujetos experimentales, después de una noche de buen sueño y tras una jornada en la que no habían descansado correctamente. Una de las conclusiones a la que se llegó, fue que el cerebro se altera tras una noche sin dormir, ya que la fuerza en los impulsos que nuestro cerebro envía a los músculos para producir el movimiento, es mayor en personas que tienen falta de sueño.

Además, otro cambio importante que se encontró fue que las conexiones neuronales (la llamada “marca sináptica”), son más débiles cuando no dormimos correctamente, lo que podría explicar porqué personas que han estado una noche sin dormir o tienen privación del sueño, les falla a menudo la memoria a largo plazo y porqué un buen descanso es fundamental para ayudar a nuestra memoria a funcionar de una forma más adecuada.

Dormir bien, necesario para aprender

También en el estudio del Dr. Nissen, se analizó una muestra de sangre de los sujetos experimentales,  justo tras la noche en la que se les privó de sueño.

Se pudo comprobar entonces como existían bajos niveles de FNDC (Factor Neurotrófico Derivado del Cerebro). Esta proteína, que está directamente relacionada la regulación de la plasticidad neuronal, aparece cuando las neuronas funcionan y se comunican.

El sueño, restablece la conexión entre neuronas de nuestro cerebro, las recupera  y equilibra, condiciones más que necesarias para para el aprendizaje cotidiano. Este interesante estudio nos hace abre nuevas vías de investigación sobre la influencia y la importancia de la calidad del sueño en el comportamiento humano.

Fuente:  Christoph Nissen et al., " Sleep recalibrates homeostatic and associative synaptic plasticity in the human cortex," Nature Communications 7, 12455 (2016). http://www.nature.com/articles/ncomms12455