Últimas Noticias

Dormir bien, necesario para rendir mejor
Categoría: Lo Monaco

Dormir bien, necesario para rendir mejor

En el seno de las empresas, se presta cada vez mayor atención al dormir bien, como pieza clave para el éxito laboral y los resultados finales. Las empresas se han concienciado que el sueño mejora la toma de decisiones en general y por ende la toma de decisiones complejas en nuestro trabajo.

La importancia de un buen descanso

En un mundo cada vez más conectado, las empresas esperan que sus trabajadores sean creativos y estén siempre en guardia para cualquier problema que pueda surgir.

Hay numerosos estudios que demuestran que dormir bien es beneficioso para diferentes funciones cerebrales, las empresas se han dado cuenta que cuando los empleados están descansados, su capacidad de innovar y creatividad, aumenta.

Un estudio demostró que un sueño reparador genera nuevas percepciones dando a los sujetos casi el doble de probabilidad de descubrir una solución creativa a los problemas. Además existen evidencias que demuestran que una siesta durante la tarde, puede ayudarnos a realizar nuestro trabajo de una manera eficaz.

 Desde una investigación de la Universidad de California (San Francisco), advirtieron el año pasado que no tener un sueño de calidad, puede hacer que caigamos enfermo. Por ejemplo, descubrieron que las personas que duermen menos de de 6 horas diarias, tienen cuatro veces más probabilidad de resfriarse.

Conductas claves que mejoran tras una noche de sueño

Con un sueño reparador podríamos conseguir adoptar los comportamientos que resultan claves para ser un líder:

Apoyamos a los demás

En un estado de privación del sueño tendemos a expresar los sentimientos de un modo y con un tono de voz más negativos. Además, pareces ser que es poco probable que la gente que no ha dormido lo suficiente confíe plenamente en otra persona.

Los resultados son nuestra meta

Para que los buenos resultados sean nuestra meta (profesional y personal) hay que estar atentos y evitar distracciones. Por ello varios estudios demuestran que con tan solo 6 horas de sueño la persona tiene la percepción equivalente a si tuviera un 0.05% de alcohol en sangre, multiplicándose por dos cuando la persona solo duerme 4 horas.

Mejora nuestra capacidad de toma de decisiones

Cuando se nos priva de un buen descanso, no somos tan rápidos e incluso tareas sencillas y mecanizadas como responder e-mail, suelen resultar difíciles y tediosas.

Un ejemplo curioso: la empresa Aetna

En la empresa estadounidense se han percatado sobre la importancia de la falta de sueño en sus empleados que ha creado un programa de recompensa por dormir (al menos) siete horas.

Los empleados de Aetna que participan registran su sueño a través de unas sencillas pulseras que llevan instaladas en su muñeca, lo cual permite motorizar su sueño.

Se ha demostrado que el sueño, mejora la toma de decisiones, la ciencia avala el mito de “las decisiones importantes hay que consultarlas con el colchón”, y que mejor que hacerlo con un colchón de Grupo Lo Monaco.

Los fármacos que afectan a la actividad sexual

PAREJA_RETOCADA

Existen hasta seis grupos farmacológicos que están implicados en alteraciones sexuales. Los farmacéuticos, a la hora de dispensar estos tratamientos, han de dar a conocer a los pacientes sus posibles efectos secundarios e interacciones, porque muchas veces desconocen el origen de sus problemas en las relaciones sexuales por falta de información, según el especialista ginecólogo Miguel Ángel Huertas.

Entre los medicamentos que más interfieren en la sexualidad se encuentran los antihipertensivos, los ansiolíticos y los analgésicos, según ha dicho el doctor, quien ha agregado que lo mismo ocurre con los anabolizantes, muy empleados por algunas personas que practican la musculación. Otros factores que influyen son las dosis y la duración de los tratamientos, las terapias concomitantes y hábitos como el consumo de tabaco y alcohol.

Concretamente, el experto se refiere a la familia de los antihipertensivos, donde figuran a su vez diuréticos, betabloqueantes, hipotensores de acción central, vasodilatadores, inhibidores de la ECA, bloqueantes alfa adrenérgicos y antagonistas de la angiotensina II. También ha hablado de los medicamentos psicotrópicos, como los antipsicóticos y antidepresivos, los ansiolíticos y los psicoestimulantes.

 

Ojo con los analgésicos

Huertas ha citado otro grupo farmacológico de un uso amplio entre la población, como son los analgésicos, matizando que "en especial los opiáceos, sobre todo si se ingieren de forma abusiva y crónica". Otro aspecto problemático, apuntado por el doctor, han sido los efectos de las hormonas sobre la función sexual, dado el mecanismo de acción de anabolizantes, corticosteroides y estrógenos.

Algunos pacientes con cáncer que están siendo tratados con determinados antineoplásicos, también pueden sufrir alteraciones en su vida sexual. Finalmente, ha mencionado la influencia de algunos antiulcerosos, en concreto, antihistamínicos H2, especialmente la cimetidina. El ginecólogo ha distinguido entre los que provocan una disminución de la líbido y la disfunción eréctil (clorambucilo, ciclofosfamida, busulfán y melfalán) y los que tienen relación con disfunciones gonadales, como la procarbazina, vinblastina y la citosina-arabinosido.