Salud IDEAL - adultos

  • Diferencias de sueño entre niños y adultos

    Durante el transcurso de nuestra vida experimentamos variaciones en nuestros patrones de sueño. Estas variaciones pueden deberse tanto a la edad como a factores individuales relacionados sobre todo con hábitos cotidianos. La primera diferencia de sueño más notable entre niños y adultos es la asociada al número de horas que dormimos, es decir, la duración del sueño varía según la etapa de nuestra vida.

  • Implantes dentales, también en la tercera edad

    Cuando se sufre la pérdida de un diente, el hueso que rodea la raíz de éste comienza a disminuir o a atrofiarse mientras que los dientes de al lado intentan ocupar el lugar del diente perdido. Perder un diente no sólo afecta a la salud del paciente y a la sonrisa, sino que también cambia la forma del rostro haciéndolo prematuramente envejecido.

    Según datos oficiales, las personas mayores de 65 años tienen una media de 19 piezas dentales, cuando la dentadura debería estar formada por 32 dientes. Además, un 25 % de las personas de tercera edad que han perdido piezas dentales ya no tienen ningún diente. Ante estos casos, gracias a los avances en odontología existen diversos tipos de prótesis dentales destinadas a sustituir la pieza dental perdida. No obstante, entre las distintas alternativas los implantes dentales destacan especialmente por su comodidad, eficacia y duración. Además, los implantes han ido avanzando hasta mejorar sus prestaciones y reducir su coste, por lo que se han vuelto más accesibles para todos los bolsillos.

  • Ortodoncia: Pon tu sonrisa en modo 'On'

    Lucir unos dientes perfectamente alineados no sólo embellece el rostro y proporciona una imagen más armoniosa, sino que también contribuye a tener una boca sana y a cuidar de nuestra salud. Y es que, unos dientes apiñados o una mandíbula que no proporcione la mordida adecuada, pueden provocar un desgaste desigual de los dientes, presión sobre las encías y sobre el hueso que sirve de soporte a los dientes, una masticación ineficiente o una sobrecarga en las articulaciones temporomandibulares y músculos masticatorios; Problemas que a su vez pueden provocar otras enfermedades como dolores de cabeza crónicos, o dolor en la cara o el cuello.

  • Otoplastia: La cirugía que dice adiós a las orejas de soplillo

    Un motivo de consulta muy frecuente en el Centro Europeo de Cirugía son las orejas prominentes u orejas en soplillo.
 Las orejas contribuyen de una manera muy importante al equilibrio facial. Tiene un alto impacto estético, por lo que su forma y separación de la cabeza puede dar lugar a importantes complejos, especialmente en niños y jóvenes.

    En estos casos es recomendable operarse a partir de los 8 años, ya que es entonces cuando las orejas del niño han alcanzado su tamaño definitivo; los cartílagos ya están formados y han adquirido su mayor grado de consistencia. No obstante, la Otoplastia es un tratamiento que se aplica a todas las edades con fantásticos resultados y que consiste en la técnica quirúrgica para corregir las deformaciones de las orejas. Esta intervención quirúrgica sirve para corregir la forma y el tamaño de las orejas, o el ángulo que forman con el rostro. También se corrigen las orejas en copa o las deformaciones resultantes de traumatismos.